Vidas paralelas #1002

9/19/2011
Hago un profesorado de pilates, me mudo a un PH 3 ambientes amplio en palermo o vuelvo a Quilmes. Invierto mis ahorros en las camillas y armo mi propio instituto. También doy strecthing esferodinamia. Me mantengo flaca y esbelta, trabajo pocas horas en algo que relaja y le hace bien a la gente. Tengo tiempo para escribir, leer y salir a caminar al sol todos los días.

10 comentarios:

  1. Lola said...:

    aguanten las vidas paralelas

  1. Carla said...:

    me encanta, para empezar los sueños de primavera

  1. Sol said...:

    Yo fui profesora de pilates. te aseguro que es lo ultimo relajante que existe.
    Imaginate el siguiente panorama: una embarazada, una mina de 20 años adicta al gym, una de 40 que no quiere que se le caiga la cola y una señora de 75 con hernia de disco. Ahora duplicalas y ponete a vos al frente de esas 8 camillas y trata de complacer a todos.

  1. Elen said...:

    Sol, ayyyyy no me digas esoooo! Encima tenés razón!

  1. Anonymous said...:

    no paro de elaborar planes como los tuyos ,sueño despierta con vidas mejores y locas .es lindo soñar , orienta la vida , aunq no hagamos todo tal cual =)

  1. Róséttá said...:

    Coincido con Sol. Ningún docente, de nada, vive relajado.
    Soy del Conu por lo que entiendo que extrañes y añores los tiempos en que tomabas sol en el jardín y la gente te saludaba en la calle. PERO, es sólo el efecto "lejanía". Te lo digo porque después de mudarme a la Capi (como le dice mi mamá) lo sentí e intenté quedarme a dormir allá una vez. Casi me suicido.

  1. Sol said...:

    La vida paralela siempre es mejor que la propia, eso nos pasa por ser naturalmente inconformistas. No creo que exista una solucion a eso..

  1. UN BESO said...:

    Pues yo un buen dia deje de soñar y me decido a vivir esa vida paralela que todos buscamos. De momento no va mal del todo. Un beso

  1. UN BESO said...:

    Pues yo un buen dia deje de soñar y me decido a vivir esa vida paralela que todos buscamos. De momento no va mal del todo. Un beso